Premisas para la conformación de un grupo de investigación


Por: Juan Fernando Barros Martínez

 *   La investigación surge del impulso de quien la siente latir en su interior.
     
*   No es investigador el que promueve la investigación sino el que la hace porque la siente y la vive, porque la lleva dentro como sus pensamientos.
     
*   El investigador es definitivamente un artista, porque crea, porque configura en su pensamiento la escena de los acontecimientos para descubrir los hilos conductores que la gobiernan.
     
*   Para hacer investigación no basta con cuestionamientos, planteamientos y soluciones. El ejercicio de la investigación abarca el espacio social de tal manera que la investigación, así sea la de un individuo, es una actividad social.
     
*   La ciencia puede ser cimiento para la investigación, pero el motivo de la investigación puede estar fundado en impulsos interiores sin principios causales reconocidos.
     
*   El grupo de investigación deberá resonar al latido de un pulso común.
     
*   El grupo de investigación es el primer escenario del investigador.
     
*   Los integrantes del grupo de investigación fundamentarán su pertenencia al grupo en el reconocimiento que los compañeros hacen de ellos como individuos y en la confianza que brota de cada uno hacia el otro. Esa confianza mutua es la que propicia el crecimiento individual y el fortalecimiento del grupo.
     
*   El respeto a la individualidad del otro crea el espacio para la multiplicidad de ideas. La unidad del grupo no se mantiene por la naturaleza de las ideas, estas pueden ser distintas; es la confianza en el otro la fuerza sustentadora de la unidad. La confianza otorga al otro la posibilidad de presentar abiertamente su pensar, creado desde una situación que no habíamos contemplado.

 Diciembre de 2003